sábado, 30 de enero de 2010

"Enseñar es aprender dos veces"

¡Nunca me había atrevido a anotarme en un taller!

Pero en el 2009 me decidí: conocí El ©uarto Ojo, ese lugar increíble donde la ilustradora Mirian Luchetto crea, sueña, brilla, organiza, conduce, facilita y hace posibles unos talleres muy buenos, sobre distintos temas que tienen que ver con la actividad artística, en especial, de ilustradores y dibujantes, pero sin descartar otras facetas, ya que me encontré ahí con humoristas, músicos, yoguis, ¡en fin...!

Todo empezó con el taller Creatividad, ¿Estás Ahí?, conducido por la licenciada Betty Dranovsky, una excelente profesional que nos condujo con seguridad por El Camino del Artista y otros senderos que ayudan a destrabar los bloqueos de los que casi ningún creativo se escapa. ¡Si hasta logró que yo actuara!

Como ya me gustó la cosa (¡vi que no me pegaban...!), me anoté en el taller sobre Soltar la Mano, Soltar la Mente, de Oscar Capristo, un experimentado colega al que no había tratado mucho antes pero que se convirtió en amigo y mentor. Allí desentrañamos los misterios del lado derecho del cerebro, su relación con la expresión artística y el dibujo, y mucho más.

Como no hay dos sin tres, rematé el año asistiendo al taller Del Papel al Photoshop, dado por un verdadero maestro de la ilustración digital: Alex Dukal, con la aspiración de descubrir las posibilidades ocultas del ominoso Photoshop (ocultas y ominosas para mi, claro: el resto de los asistentes parecían peces en el agua!).


2009 fue un año de cambios y descubrimientos para mi, en buena medida estimulados por El ©uarto Ojo (un lugar que recomiendo), sus profesores, mis compañeros y la indispensable Mirian. A todos les digo: ¡Gracias, por el fuego!